La mentira del pensamiento positivo

La verdad que ya cansa. Parecía una moda pero va ya para largo. No sé si les suena. Eso de que un pensamiento positivo mueve montañas y que solamente con desear algo lo consigues, todo ello rodeado de miles de libros con frases bonitas sacadas de contexto e imágenes de montañas nevadas y fiordos noruegos. Como un powerpoint pero más rentabilizado.

Los problemas del pensamiento positivo son varios, el primero es que adormece y te machaca. Pensar que todo va a ir mejor por arte de magia y que solo deseándolo es más peligroso que estar de mala hostia. Te quita la ira y eso interesa. Contra las injusticias no hay que resignarse y pensar que todo cambiará, hay que levantarse, luchar y hacer lo que sea para cambiarlo. Por eso interesa el pensamiento positivo, porque amansa.

La otra razón es que te culpa doblemente. Si la gente consigue lo que quiere solo porque lo desean y porque luchan es que tu no lo has deseado lo suficiente y o que no has luchado lo suficiente. Y si estas en la mierda la culpa es tuya porque no te has esforzado lo suficiente. O porque no eres positivo. O porque vete tu a saber.

Y así lo de siempre, lo niños pijos que han tenido la vida resuelta desde el principio escriben libros a los perdedores haciéndoles ver los perdedores que son y como ellos han triunfado solo deseándolo y luchando. Ignorando que hay gente que lo tiene bien jodido, que la vida da muchas vueltas, que hay unas clases sociales que marcan más que esas frases pegadizas que se olvidan a los dos minutos.

El siguiente post irá de la gente hecha a si misma y el “cumple tu sueños”.

3 comentarios sobre “La mentira del pensamiento positivo”

  1. Madre de Dios!!! He caído por casualidad en este blog… Sin ningún tipo de acritud, me gustaría saber que argumentos esgrime usted para asociar el pensamiento positivo conque las cosas te vayan a ir bien… No dudo que hay gente a las que las cosas les han ido mejor debido al pasado de su acaudalada y posicionada familia, pero minimizar y encasillar en pensamiento positivo en un mero, simple y futil hecho como el que usted expone, es, y perdone usted, “escribir porque no tiene otra cosa que hacer”. Le recomiendo encarecidamente que lea algo más sobre el pensamiento positivo antes de publicar semejantes aberraciones. Evidentemente, cada quien lee y opina lo que quiere sobre lo que quiere, pero está usted hablando de hechos demostrados psicológicamente hablando y denostándolos de un modo nunca visto. Nadie que haya publicado algo sobre el pensamiento positivo ha dado la garantía de que las cosas vayan a irnos mejor, pero lo que está claro es que las cosas mal hechas y mal planteadas por pensamientos negativos, a menudo producen resultados negativos. No me voy a extender más aunque el tema lo requiere y ese ha sido uno de sus peores errores, reducir un tema tan extenso y complejo a unas pocas lineas que se alejan enormemente de la realidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *