Je suis hypocrite

No nos confundamos, cada atentado les viene que ni pintado. Ya decían en el telediario es de que los terroristas se organizan cada vez más en Internet y en las redes sociales, por lo que va a haber que cambiar las leyes para que eso no sea así. Y no hay nada más peligroso que legislar en caliente, con la “opinión pública” pidiendo sangre. Que no me invento nada, que la historia lo confirma a cada década que pasa con los atentados de falsa bandera y las excusas después de cada atentado, entre leyes opresoras, guerras etc.

Solo faltaba, ese cada vez más es de traca, es como decir, eh he miren que gracias a Internet hay gente mala y eso no puede seguir así ¿Cómo que cada vez más? Los terroristas se organizan por Internet, no les quepa duda, solo faltaba. Y antes se organizaban por correo. Y antes por teléfono, y supongo que antes pues quedaba en la parte de atrás de un bar para organizar sus atentados.

No ha pasado ni un día desde que desde los medios bombardearan con ello hasta leer “El Gobierno propone un paquete de 12 medidas en el Código Penal para luchar contra el yihadismo”

Lean lean, porque entre mucho miedo y terror absoluto. Es decir, todos somos Charlie, pero por la seguridad la libertad será coartada de manera brutal, pero eh eh mira mira, todos somos Charlie.

La hipocresía es de tal calibre, que resulta que ahora somos todos Charlie. Claro, me recuerda a “Traed de vuelta a nuestras niñas” con estúpida cara de pena. ¿Qué les importan esas niñas en un país tan lejano que probablemente no sepan ni poner en el mapa? ¿Qué les importará Cuando aquí al lado hay personas sufriendo por su maldad? ¿Qué no es el mismo sufrimiento? Puede, queda más bonito apoyar a 200 niñas secuestradas y dejar que 2000000 se mueran de hambre en cualquier otro país sin hacer ni una mierda y además sin sentirse mal por ello. Eso viene en la primera acepción de hipocresía. Ese es el snob donando 50 Euros a Unicef y pagando 3.5 euros la hora a rumanos sin contrato en su fábrica.

Lo mismo para Charlie. Que es una especie de Jueves y Mongolia Francés. Recordemos que en España se ha mandado a juicio a un dibujante por una estúpida caricatura de los príncipes follando. Se ha secuestrado una revista entera y otra, la portada ¿Y ahora somos todos los adalides de la libertad de expresión? En mi ofensimetro son mucho más graves las portadas de Charlie Hebdo, pero como eso nos interesa, pues quedamos de guays y de modernos.

Es más, cada día vemos reacciones en periódicos y redes sociales de personas que piden el cuello de dibujantes de Mongolia, El Jueves o El Mundo Today con lo de puedes hacerte el gracioso con todo menos cuando te metes conmigo. Esas mismas personas y medios hoy han cambiado tangencialmente para avisarnos de que la libertad de expresión es lo más. Lo último de lo último.

En los mismos días que te imputan por hacer un chiste. ¿Doble rasero? Que va. Pueden decir en la misma rueda de prensa que ese vídeo es una ofensa porque esto y lo otro y llevar un pin en en el que ponga yo soy Charlie, y no se les cae la cara de vergüenza ni nada.

La misma persona que ha hecho la ley mordaza que es un atentado en toda regla contra la libertad, que parece una ley del siglo XV, dice ahora con cara sonriente que todos somos Charlie, cuando esos mismos chistes si hubiesen ido contra él, hubiese dicho que es inaceptable en un estado de derecho donde laley blablalbl akl gdjñasd

Y así todos los putos días con todo.

3 comentarios sobre “Je suis hypocrite”

  1. hola. he leído tu articulo y estoy impresionado. no solo tienes toda la razon sino el valor de decirlo
    cosa que no es muy comun. yo me he ido acostumbrando a la indiferencia de la gente y su radicalizacion en ciertos temas que ami forma de ver han sido prefabricados para eso hacerles pensar asi. deseo que no te canses. hoy es mas necesario que nunca

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *